Casa De Indianos En Asturias

Se pueden contemplar si se prosigue el curso de la carretera AS-12 a su paso por la villa. Los indianos salieron de Guipúzcoa y de Vizcaya, de Cantabria y de Asturias. Existen muchos indianos gallegos, y también navarros, catalanes, andaluces y canarios. Su huella, la de los indianos, se puede proseguir por buena parte de España. El día de hoy les proponemos una ruta por las casas que dejaron en Asturias.

No era preciso por entonces el visado o los planos de un arquitecto para levantar una casa. Es en esa fecha en el momento en que las primeras viviendas se hacen ver en el paisaje rural asturiano. Unas ocasiones es una historia tonta, otras un relato de riqueza y poder, y en los dos casos corre el riesgo de parecer frívola o carente de interés. En una entrevista reciente, el arquitecto italiano Renzo Piano afirmaba que la arquitectura no responde solo a una necesidad, sino más bien también a deseos y esperanzas. FanFan tiene dentro toda la actualidad en diversión, música, juegos para videoconsolas, cine y televisión. Te proporcionamos las últimas novedades para que logres disfrutar de todas y cada una de las noticias.

Real Transporte Y Buen Viaje

En Poo, Andrín, la Pereda y Porrúa, su benefactor les dotó de reales conjuntos cívicos con instalaciones recreativas, escuelas, iglesias y fuentes, lavaderos y depósitos de agua. Las innumerables boleras, todavía en activo se suelen deber al dinero de América, y muchas fincas donadas a sus convecinos fueron convertidas en parques públicos. En casi todos los pueblos del Concejo de Llanes puede verse algún ejemplo de este estilo arquitectónico. Vamos a encontrar La Quinta Guadalupe en entre los laterales de la plaza primordial del pueblo, en frente del ayuntamiento, en un espacio favorecido, no podía ser de otra manera.

casa de indianos en asturias

Pero si hay una que destaca por encima de todas y cada una es La Quinta Guadalupe, mandada crear en la ciudad de Colombres en el año 1906 por Íñigo Noriega Laso, un indiano que hizo fortuna en México. Acoge hoy día la Fundación Fichero de Indianos – Museo de la Emigración y en ella se detallan documentos, fotografías y elementos relacionados con la emigración asturiana y de españa en América. Un museo que esperar ser un homenaje y reconocimiento persistente a la emigración, pero asimismo a la red de solidaridad creada entre emigrantes. También son innumerables las casonas de indianos repartidas por el territorio asturiano, muchas de ellas reconvertidas en hoteles y hospedajes con encanto adscritos al club de calidad Casonas Asturianas .

Experiencias Resaltadas

Primero, vamos a explicar para aquel que aún no lo sepa, qué es una “casa de indianos”. Con este nombre es como conocemos a los palacios construidos por los españoles que emigraron al continente americano a lo largo de finales del siglo XIX y principios del siglo XX. A estos emigrantes se les conoce como “indianos”, emigrantes que retornaron con una aceptable fortuna tras atravesar el océano en busca de un futuro mejor (“hacer las américas”). En Asturias asimismo las llamamos “casonas indianas” y es que el tamaño de dichas creaciones se caracteriza por ser monumental.

casa de indianos en asturias

VILLA ROSARIO, frente a la playa Santa Marina de Ribadesella. LA CASONA DE AMANDI, en Villaviciosa, la QUINTA DE VILLANUEVA de Colombres y LA CASONA DE LA PACA, en Cudillero. La mayor parte son el día de hoy hoteles geniales, y en ciertos casos, como Villa Rosario, contienen restaurantes de alto nivel.

En su interior resalta un patio cubierto que se eleva dos plantas, con corredores repletos de hermosas molduras. Villa Barrera fue encargada por José García Fernández, es una gran vivienda de enorme originalidad y extravagancia en las construcciones de Juan Miguel de la Guardia, tal como en la mayoría de las construcciones realizados para burgueses o indianos. Se sustancia en todos estos chalés, quintas, palacetes, casonas y villas con nombres de esposas, madres, ciudades o lugares que evocan sus anhelos y esperanzas.

De este modo, en las eclécticas casonas de indianos podemos encontrar elementos colonialistas, como los pórticos, las verandas y las coronaciones, pero asimismo ojivas propias del art déco o miradores y balaustradas de estilo art nouveau. Cualquier referencia a la arquitectura letrada europea era bienvenida, con tal de dejar estupefactos a los convidados. Esos emigrantes que, entre mediados del siglo XIX y principios del XX, dejaron España para hacer las Américas –y retornaron con sus sueños de prosperidad y riqueza cumplidos– eligieron la palmera como símbolo de su recién estrenado poderío. Un reconocible, espigado y exótico estandarte vegetal que comunica que estamos frente a una gran vivienda indiana.

Construida en torno a 1889, fecha que aparece en la verja, posiblemente por J.M. Fue conseguida por Macario Fernández y Cristina Pérez al poco tiempo de su construcción. En cumplimiento de lo establecido en la RGPD, le notificamos que sus datos van a ser tratados en nuestros ficheros, con la finalidad del cuidado y cumplimiento de la relación con nuestra entidad, introduciendo el envío de comunicaciones en el marco de la citada relación. Lidia, muchas gracias si bien espero poder estar a la altura de tus expectativas y que el libro te agrade. Alejandro, comprender que llega tu nuevo libro fue la gran alegría de la semana.

Estas casas eran el sueño de todo emigrante para regresar a la patria muchacha una vez cumplida su aventura vital. Eclécticos, modernistas o de estilo montañés, todos y cada uno de los historicismos sirvieron para lograr unos edificios que evidenciaran distinción y empaque. Los indianos nunca olvidaron sus orígenes y sus pueblos y era frecuente su tarea benefactora y filantrópica, Casi todas las infraestructuras dentro rutas, cementerios, iglesias, casinos, boleras, hospitales y fundaciones de todo tipo se debieron al dinero americano. Antes de contaros cuál es para nosotros la casa de indianos más bonita de Asturias.

Uno De Aquellos Indianos Que Logró Fortuna

Estos primeros chalés se tienen que a la labor de profesores de obras y sus cuadrillas que copiaban modelos publicados en gacetas o interpretaban a su manera los planos de otras viviendas construidas en La Habana o Buenos Aires. Además, en Colombres está el Museo de la Emigración, en la sede de la Fundación Fichero de Indianos. Se habla también de una mansión indiana, Villa Guadalupe, construida por Íñigo Noriega, migrado a México y que mandó hacerla desde allí, aunque nunca llegó a ocuparla. Esta web usa Google plus Analytics para catalogar información anónima tal como el número de visitantes del lugar, o las páginas más populares.