Dormitorios En Suite Con Baño Y Vestidor

En un dormitorio en suite hablamos de que los ambientes, si bien acotados, se sientan integrados y que forman parte del mismo espacio. Por eso la decoración de todo deba ir en armonía. Es posible que quieras que el baño tenga sus azulejos, diferentes al resto de recubrimientos utilizados en las paredes del dormitorio y vestidor. Entonces, vas a deber unificar algún otro material o estilo para que si se realiza adecuadamente el término de suite haya un sentido en la continuidad visual.

dormitorios en suite con baño y vestidor

Entre los misterios mejor guardados de los decoradores de interiores es el uso de la iluminación para crear ambientes diferentes en un mismo espacio. En la región del vestidor instala luces blancas, al paso que hacia el área de la cama emplea lámparas con luces mucho más cálidas y sutiles. El espacio bajo una ventana a media pared es muy adecuado para colocar estanterías largas.

Un Espacio Abierto Bien Zonificado Con La Distribución

Es una solución muy inspirada en las habitaciones de los hoteles, perfectas para conseguir ideas de decoración, que en muchas casas ahora se lleva a la práctica. Habitualmente, tiende a ser un cristal traslúcido pero opaco que puede aceptar pasarla luz pero no deja ver lo que sucede en el interior. Así, además de dejar el baño como un espacio sutil, incentiva su iluminación, en tanto que no tienden a ser espacios con ventanas exteriores. Aquí tienes algunos de los dormitorios con baño integrado mucho más lindos. En la habitación primordial se integra el baño y el vestidor en un mismo espacio. Tanto el cabecero de la cama como la pared del baño distribuyen exactamente el mismo azulejo porcelánico de imitación madera industrial (naturaleza mobila de colorker cerámica).

El sofá chéster blanco es muy ornamental y al lado del arrimadero con molduras visten este espacio y suman estilo. Que la zona de descanso sea la que reciba más iluminación natural o disfrute de las vistas es lo mucho más lógico en lo que a distribución de un dormitorio en suite se refiere. Explota el nuevo concepto de baño para crear un espacio único poniendo una bañera cercana a tu cama con un buen estudio de la luz, etcétera. Usa una cama tipo mueble, con cajones de almacenamiento en la parte de abajo. En estos puedes colocar ciertos zapatos o complementos.

dormitorios en suite con baño y vestidor

Pero si tu sueño es tener un vestidor separado de la habitación matrimonial, asimismo puedes emplearlo como un espacio multifuncional. Únicamente debes elegir con cuidado los muebles y la distribución en la estancia. Si tienes un vestidor abierto a la habitación, con el armario en casi toda la pared, pinta las partes expuestas en un tono más profundo que en las otras paredes. De esta manera, en el vestidor emplea un azul turquesa, conjuntado con un suave aguamarina en las otras paredes.

De Esta Manera Cambiamos Este Piso Pequeño Con La Decoración De Navidad

Original y con bastante estilo, transforma la cama en gran protagonista del dormitorio. La iluminación de esta zona se resolvió con unas lámparas de suspensión modernas en color negro. Por poner un ejemplo, en una habitación cuadrada con techos a desnivel emplea la parte de atrás para realizar el vestidor.

dormitorios en suite con baño y vestidor

En el distribuidor, como un vestidor, son comodísimos”. Otra de las claves para conseguir un dormitorio en suite es lograr que la región de armarios sea una parte del espacio. Hay varias opciones para conseguirlo dependiendo del tamaño de la habitación y de la distribución.

Para hacer un mayor efecto de vestidor, no utilices armarios cerrados o si es requisito, que sean con puertas de corredera. Un concepto muy creativa es poner una cortina que cubra toda la zona de armario, usando como barra un enorme remo o una vara de madera rústica. Si el vestidor está situado en un pasillo que va hacia al baño y está separado del área de dormitorio por un tabique parcial, utiliza colores contrastantes.

Planea bien la ventilación, la circulación de aire y los extractores o ventiladores si son necesarios. Que el vestidor tenga o no puertas depende de gustos y de la ubicación. Tienes que tener en consideración en la elección del material de las puertas que si está el armario mucho más que viene dentro en el baño va a deber soportar la humedad que se pueda generar al emplear la zona de la ducha. Si no deseas prescindir de puertas que independicen el baño asimismo es viable integrarlo reemplazando los tabiques convencionales opacos por paredes de cristal.

Si la ventana se posiciona en una pared lateral, pone un pequeño tocador en la pared frente a esta. De esta manera la luz natural se reflejará en el espejo por las mañanas y la vas a poder explotar para maquillarte. Del lado del vestidor, te recomiendo emplear tonos pasteles o claros, como el blanco para dar más iluminación a este espacio. Lo puedes complementar colocando un espejo de cuerpo terminado con un marco dorado o de madera. Un vestidor es un espacio ideal para que ubiques toda tu ropa, zapatos y accesorios de manera organizada y accesible.

“Hay pocos muebles, pero muy integrados gracias al color. Con el cabecero alto queríamos ofrecer importancia a la cama”. Y lo más importante, Torrent logró para el proyecto una bañera exenta en un baño que integra los armarios de suelo a techo.

Be First To Comment Cancel Reply

El suelo traje contribuye sensación de continuidad, más allá de que la zona de baño se enmarcó con una cenefa de color negro que delimita las diferentes áreas del baño. Para las paredes se apostó por un original y único revestimiento con efecto marmolizado. Hablamos de cerámica impresa que parece un mármol que no existe como tal, pues es la versión en negativo del mármol negro Portoro. Lo más conveniente para dar fluidez en la habitación y conseguir una sensación de amplitud y iluminación, es dejar la mayor proporción de espacios abiertos. Una solución muy habitual en estos días, es crear un vestidor con paredes de cristal en una esquina de la habitación. Otra solución para aprovechar el espacio donde se encuentra la ventana, es encastrarla en un armario abierto.

Se puede crear un vestidor antes de entrar al baño, que sea como la transición entre la zona de descanso y la de aseo. O aun que los armarios queden dentro del baño, sobre todo cuando este no tiene puertas de separación. Detrás del cabecero se situó un enorme cuarto de baño, de unos 25 m², con una espectacular bañera exenta como personaje principal del espacio.

Así lograras usar toda la pared como estantería para tus zapatos y bolsos, al unísono que dejas pasar la luz. Sin embargo, las ventanas limitan los sitios donde puedes poner armarios o estanterías, especialmente si se sitúan a media pared. Una aceptable opción es ubicar un armario bajo con cajones para los accesorios bajo la ventana y utilizar estores para controlar el paso de la luz. Para esos a los que les agrada el estilo moderno y gozan del concepto abierto, una idea muy renovadora es integrar el baño completamente a la habitación, rodeándolo con paredes de cristal. Puedes dejar un área entre la pared del baño y la del fondo y acondicionarla como vestidor. Si el ingreso al cuarto de baño es un pasillo, transfórmalo en un pequeño vestidor, colocando las estanterías en las dos paredes.

Ahí vas a poder arreglar de forma cómoda tus zapatos y tenerlos de manera fácil a la visión. También es buena idea utilizar una esquina colocando barras de metal o madera en la parte superior, para determinar una composición cuadrada o cuadrado. Pone cortinas largas para aislar el vestidor del área de dormitorio y en las paredes los armarios con tus looks bien organizados. En el momento en que se tienen dormitorios reducidos, es común meditar que no hay oportunidad de crear un ámbito para el vestidor.